Home office: como limpiar y ordenar tu lugar de trabajo de manera eficiente

Muchas personas trabajan desde casa, y aunque esto puede ser muy conveniente, puede ser un desafío mantener el lugar de trabajo limpio y ordenado. Afortunadamente, hay algunas cosas que puedes hacer para mantener tu espacio de trabajo en orden.

  1. Toma el tiempo para limpiar tu escritorio cada día. Puedes usar un paño húmedo para quitar la suciedad y el polvo, y un paño seco para limpiar las superficies más resbaladizas. Asegúrate de limpiar los objetos que usas con frecuencia, como el teclado y el mouse.
  2. Ordena tus papeles. Mantén los papeles que necesitas a mano y guarda los que no necesitas en un cajón o un archivo. Haz una pila de los papeles que necesitas procesar y otra pila para los papeles que necesitas enviar.
  3. Guarda tus suministros. Mantén tus suministros de oficina en un lugar conveniente, como un cajón o un armario. Asegúrate de que todo esté etiquetado y en su lugar.
  4. Organiza tu computadora. Guarda los archivos que necesitas en un lugar seguro y accesible, y elimina los archivos que no necesitas. Asegúrate de que tu computadora esté libre de virus y malware.
  5. Toma el tiempo para despejar el desorden. Si tu lugar de trabajo está lleno de objetos innecesarios, toma unos minutos cada día para deshacerte de ellos. Puedes donar los objetos que no necesitas o tirarlos a la basura.

¿Tienes un desorden en tu escritorio de la computadora?

No te preocupes, ¡esto le sucede a la mayoría de la gente! Sin embargo, un escritorio desordenado puede ser más que un simple inconveniente. En realidad, puede afectar negativamente tu productividad y, si no lo mantienes a raya, puede llegar a ser abrumador. Afortunadamente, ordenar tu escritorio de la computadora es una tarea relativamente sencilla una vez que te tomes el tiempo para hacerlo. Sigue leyendo para aprender cómo ordenar el escritorio de tu computadora paso a paso.

Mirá también...  El milagro de Ana Sullivan La superación de las barreras

Desconecta todos los cables y enchufes

Antes de empezar a ordenar, debes desconectar todos los cables y enchufes de la computadora. Esto te permitirá mover la computadora y los componentes con facilidad, y también evitará que se dañen los cables.

Vacía el escritorio

El siguiente paso consiste en quitar todos los objetos del escritorio. Esto incluye papeles, libros, cuadernos, bolígrafos, lápices, clips, fotos, etc. Si tienes un montón de objetos en tu escritorio, puedes clasificarlos en cajas o bolsas para facilitar el ordenamiento.

Limpia el escritorio

Ahora que el escritorio está vacío, puedes limpiarlo con facilidad. Utiliza un paño limpio y húmedo para quitar la suciedad y la polvo. Si tienes un escritorio de vidrio, asegúrate de usar un paño suave y un limpiador de vidrios para evitar rayar el surface.

Organiza los cables

Una vez que hayas limpiado el escritorio, puedes comenzar a organizar los cables. Si tienes muchos cables, puedes usar cordones para mantenerlos juntos y evitar que se enreden. También puedes comprar algunos clips para cables para ayudar a mantener los cables en su lugar.

Coloca la computadora y los componentes

Ahora que los cables están ordenados, puedes colocar la computadora y los componentes en el escritorio. Asegúrate de dejar suficiente espacio alrededor de la computadora para que puedas acceder fácilmente a los puertos y los botones. También es importante dejar un poco de espacio en el escritorio para que puedas trabajar cómodamente.

Ordena los objetos del escritorio

Una vez que la computadora y los componentes están en su lugar, puedes comenzar a ordenar los objetos del escritorio. Si tienes muchos objetos, es posible que debas clasificarlos en categorías para facilitar el ordenamiento. Por ejemplo, puedes guardar los papeles en una pila, los bolígrafos y lápices en un cajón o una bandeja, y las fotos y los recuerdos en otro lugar.

Mirá también...  Conocerse a uno mismo es la clave para mejorar la vida

Mantén el orden

Una vez que hayas ordenado el escritorio de la computadora, es importante mantener el orden. Dedica unos minutos cada día a ordenar los objetos del escritorio y asegurarte de que los cables están bien organizados. También es importante limpiar el escritorio de la computadora con regularidad para evitar que se acumule la suciedad y el polvo.

Sigue estos consejos para mantener tu lugar de trabajo limpio y ordenado. Si te tomas el tiempo para hacerlo, podrás concentrarte mejor en tu trabajo y ser más productivo.

Si tienes dudas, contactanos.

También puede gustarle...